2015_06_03_Exportacions_RaventósEl primer trimestre de 2015 las exportaciones españolas han aumentado un 4,4% batiendo un recuerdo al exportar 61.000 millones. En este periodo Cataluña han aumentado el 6,6% que representa el 25,7% de toda la exportación española. Uno de los sectores más dinámicos es el del automóvil con ventas y optimismo creciente. Es un sector que está creando empleo y que ha anunciado inversiones importantes que garantiza su continuidad futura.

Por otra parte la economía crece a un buen ritmo. Parece que se cerrará el año 2015 con un aumento del PIB entre el 2,5% y el 3%. Son buenas noticias.

2015_06_03_Exportacions_Raventós

¡Ojalá se pudiera mantener estos crecimientos durante un largo período! Pero no lancemos las campanas al vuelo, pues estos buenos datos se basan en unas circunstancias temporales: abaratamiento del euro respecto a otras monedas, petróleo muy barato, intereses cercanos a cero, y «alegría» inversora y de contratación de un año electoral. Los grandes problemas siguen ahí. Un paro en España del 23%, una deuda pública del 100% del PIB, déficit público, sueldos más bajos, aumento de la precariedad laboral, aumento de las desigualdades o recortes muy sensibles.

Si recortamos en educación, investigación, innovación, apoyo a la emprendeduría, infraestructuras y olvidemos la importancia de la cohesión social, ¿cómo podremos crear riqueza en el futuro y crear empleo? ¿Cómo encaramos los problemas que tenemos que resolver? Estamos en pleno ambiente de elecciones. Tenemos que ver las propuestas de los diferentes partidos en cuanto a crear riqueza, qué tipo de riqueza y especialmente cómo se distribuyen entre todos los beneficios que son producto del esfuerzo y del trabajo. Pero aparte de las promesas, que muchas veces se olvidan pronto, tenemos que ver lo que han estado practicando en su acción política. Analizamos más los hechos que las palabras que se les lleva el viento.

Francesc Raventós – Economista