Ayer, 09/01/209, se celebró en la sala Oriol Bohigas del Ateneu de Barcelona, un homenaje al monje de Montserrat, antropólogo y teólogo, Lluís Duch Álvarez que murió a los 82 años el pasado 10 de diciembre.

Intervinieron quince personas, que habían tenido vivencias personales con este “sabio que empalabró el mundo” como rezaba la imagen que presidía el acto. Ignasi Moreta, Francesc Torralba, Joan Carles Mèlich, Victòria Cirlot y el monje Manel Gasch, entre otros glosaron los diferentes aspectos de esta persona discreta, pero intelectualmente tan grande. Su visión del cristianismo, lejos de las ortodoxias, invita a reflexionar. Ha dejado muchos libros que expresan su gran reflexión sobre el mundo y la persona humana.

Él fue patrón de la Fundación Acció Solidària Contra l’Atur.